martes, 10 de noviembre de 2015

Mensaje 750, antes y después de la meditación. 2 de octubre de 2015.

Guardianes del Universo

Mensaje 750, antes y después de la meditación. 2 de octubre de 2015.

Mensaje antes de la meditación:

Si ustedes se imaginaran siquiera, todo lo que nosotros estamos haciendo y sobre todo, lo que vamos a hacer, comprenderían mucho más lo que parece una tardanza. No es tardanza, todo tiene que tener su tiempo y su momento y todo tiene que ser cuando nosotros ya sepamos que está todo listo para dar la gran aventura a todos aquellos que nos han escuchado. Naturalmente, el ser humano cree que todo lo sabe, todo lo ve, todo lo puede y no sabe ni siquiera por qué existe, ese es el problema de esta humanidad, viven totalmente confundidos, viven creyendo que son sabios, viven creyendo que su mundo es el mejor. A nosotros nos causa, pues tristeza más bien que todavía digan si debe de haber vida en otros mundos; es un universo infinito, un universo con más de lo que se pudieran imaginar de planetas, tan solo los que hay en esta galaxia, son una cantidad enorme de planetas y dicen “Debe haber vida inteligente” por eso les decimos nosotros, ¿y creen ustedes que la vida inteligente que el Padre creó se encuentra en este mundo destruido, olvidado de sí mismo, sobre todas las cosas, atacado por el mismo ser que lo habita? ¿Creen que esto podría ser todo lo que el Padre hubiera haber creado? O, se imaginan que el Padre es tan insignificante como para poder crear únicamente seres que apenas si pueden pensar, porque si pensaran no harían lo que hacen con su mundo, no harían lo que hacen con el futuro de sus hijos, no harían lo que hacen con su propio futuro, y sobre todas las cosas, no estarían totalmente cubiertos de dolor, de enfermedad, en una agonía constante porque no saben ni siquiera qué es vivir y qué es lo que sucede cuando se parte de esta vida. Creen que la muerte existe, vemos también que ya veneran a la famosa Santa Muerte porque están desesperados creyendo que tiene que existir algo que les de lo que piden pero así sea lo más terrible. Por ello hoy mismo nosotros estamos viendo que ayudar a esta humanidad va a ser bastante fuerte, ayudarlos a pesar de sus errores, a pesar de su ignorancia, a pesar de que digan y crean que sean inteligentes, sí podemos ayudarlos porque no dejan de ser nuestros hermanos. Hemos encontrado unos pocos que realmente pueden pensar, esos pocos han entendido nuestro mensaje y han aceptado respetar la vida, poquitos, son muy poquitos, naturalmente que hay otros seres que aunque no estén oyendo nuestro mensaje, ya también están pensando en el hecho de respetar la vida de los animales pero les falta todavía entender muchas otras cosas que nosotros estamos enseñando: es respetarse a sí mismo, es respetar a sus semejantes y es tener la consciencia de saber que el Padre creó solamente un tiempo para cada tiempo y que este tiempo se acaba.

Hay muchas profecías que anunciaban el cambio, no el fin del mundo, eso definitivamente lo inventó el ser humano cuando se creyó que podía entenderlo todo y normalmente están imaginándose que tienen ciertos contactos y les dicen que el planeta se va a desintegrar casi: terremotos, en maremotos, bueno, si no estuviéramos aquí sí los tendrían pero en todo su apogeo, por ello mismo estamos nosotros listos para hacer algo que realmente pueda impactar a esta humanidad porque aunque estén en la ignorancia, deseamos que sean seres que puedan encontrar el camino de la paz y de la inteligencia que perdieron hace tiempo. Parezco un poquito brusco al decir esto, pero realmente “inteligentes” hemos encontrado a muy pocos, no digo que no hay ninguno porque no, tampoco, todos los que nosotros estamos viendo que  nos escuchan, que estudian, que están tranquilos y que han comprendido todo lo que nosotros les enseñamos, pues para nosotros son los más inteligentes que hemos encontrado porque captan un mensaje que nosotros les damos para poder decirles que ya es tiempo de pensar, de amar, de creer, y de sobre todas las cosas, de aprender a vivir, cosa que no sabe hacer el hombre. El hombre no sabe qué es vivir, lo único que sabe es sobrevivir en un planeta en el que todo es dolor, enfermedad, guerra, angustia y la desolación más grande en muchos lugares en los que nosotros vemos que son capaces de atacar a sus propios hermanos para quitarles su territorio, o para quitarles el famoso petróleo que no saben el daño que le han hecho a todo lo que representa el subsuelo de la Tierra. Entonces hacen estragos en los lugares a donde llegan, matan sin piedad a sus semejantes que porque son de cierto color, que porque se supone que son inferiores cuando el Padre no creó la inferioridad, el Padre los creó a todos por igual y para él todos son sus hijos, no importa cómo se vea, o cuál es el color que tenga, no importa cómo es que viva, todos son sus hijos a pesar de la ignorancia en la que viven. Por ello lo que yo quiero es que se den cuenta que si estamos aquí es para ayudarles, para ayudarles primero a pensar, por eso hemos creado toda una enciclopedia que pueden estudiar y que además retamos al más “inteligente”, entre comillas, que diga qué encuentra en esos mensajes que le puedan confundir. Todos son tranquilos, todos son de amor, y sobre todas las cosas, del conocimiento de que se pertenece a un universo infinito que el Padre creó con tanto amor para que todo fuera evolución.

El Padre creó el universo, no el planeta Tierra, por ello es que nosotros decimos cuando dicen: La Santa Biblia dice que Dios creó al planeta Tierra con todos sus defectos y además con todas las amenazas con las que están escuchando, ese libro tienen que entender que el Padre es grandeza, amor, perfección y que naturalmente al dar el libre albedrío es donde están totalmente confundidos. Pero ya se acabó el tiempo de la ignorancia, ya se acabó el tiempo de la paciencia, ya se acabó el tiempo de decir “a ver si entienden”, porque si no, nos vamos a quedar sin humanos, se los va a llevar el mal la mayor cantidad de seres humanos que nosotros vemos que están regados por la tierra haciendo tanto daño, confundidos, matando, robando y haciendo cosas que nunca debieron de haber hecho, que tuvieran un poquitito… un poquitito de inteligencia, un poquitito de amor por sí mismos por lo menos porque quien hace un daño tan fuerte a sus semejantes, se está haciendo daño a sí mismo porque está convirtiendo su mente en una mente que está entregada al ser de la oscuridad que naturalmente saben que existe, de ese no niegan, “¡Que el demonio existe!” sí, sí existe y que está dominando el planeta Tierra, también, y que se siente orgulloso por haberlos confundido, también, pero que no tiene todo el poder que cree tener, eso es lo que nosotros le vamos a demostrar. Poder, lo tenemos  nosotros, la única diferencia es que nosotros no quitamos el libre albedrío y este ser de muerte sí lo quita porque son verdaderas posesiones las que estamos viendo sobre la Tierra.

Por ello yo les pido a todos aquellos que nos escuchan que ya se preparen, nada más les pedimos que estudien, que practiquen, que hagan las cosas que nosotros les estamos indicando y que esperen este tiempo… todos dicen “¿Para cuándo?” cómo les hemos dicho, si nos tardamos mucho más, vamos a recoger pedazos del planeta en el cosmos y yo creo que eso jamás va a suceder porque no vamos a permitir el desequilibrio en el sistema planetario  y todo lo que representa la vida de este mundo. Tenemos un compromiso con el Padre y lo vamos a cumplir, y somos seres que tenemos todo el poder que el Padre nos dio para poder ayudar a esta humanidad que se perdió en la nada. Prepárense todos aquellos que nos escuchan y sean bienvenidos al conocimiento profundo de la vida, y sobre todas las cosas, a un futuro maravilloso que les vamos a entregar para que ya por siempre sean felices y sepan lo que es vivir en un paraíso, un paraíso que nosotros formaremos para todos aquellos que sepan amar. Así que con amor les digo, sigan estudiando, sigan preparándose y esperen porque el momento está iniciándose y ya todo tiene que ser como lo hemos prometido.

Mensaje después de la meditación:

Saber escuchar es lo más importante que tienen que hacer, saber amar es lo más increíble que nosotros queremos que aprendan a tener ya que el amor es la fuerza divina que el Padre  nos heredó y es con el amor con el que nos movemos. Acaban de escuchar con qué sencillez se les enseña a entender por qué estamos todos y cada uno de nosotros con ustedes, por qué estamos trabajando intensamente y no crean que nos cansamos y no crean que decimos “un día vamos a renunciar un rato y nos vamos a dedicar a irnos de vacaciones”, casi no descansamos. Nuestros tiempos son diferentes, naturalmente, sí nos damos momentos de alegría con nuestras familias pero en este momento en que estamos trabajando para esta tierra que está totalmente destruida, pues son pocos los momentos que nos damos porque estamos observando a toda la humanidad, estamos trabajando con todos los seres humanos, estamos buscando la forma de llegar a sus mentes, de llegar a sus pensamientos, buscamos la forma de ver que sí pueden cambiar, y que sí podemos darles lo prometido en todo momento. El amor es lo más grande y el amor representa tener la energía del Padre dentro de su ser, por ello yo les voy a pedir que si saben realmente entender cuál es el mensaje que les damos, no nos digan que nos estamos haciendo largas, y que no tenemos para cuando, ustedes no creen que también queremos nosotros ya ver el fin de esta misión, que no queremos ver ya a este planeta convertido en un paraíso, que no deseamos por sobre todas las cosas, ver que nuestros sueños se cristalicen y viéramos a la humanidad dentro del planeta tranquilos, soñando, trabajando, sembrando y ya evolucionando conociendo a los seres de otros mundos aprendiendo a convivir con toda la vida que el Padre creó, ¿creen que no deseamos con todo el amor con el que nosotros nos movemos en la Tierra, ver que pudieron cambiar? ¿Qué nos frena? Nos frena simplemente que tenemos que enseñarlos a amar, como dicen, por la buena, no podemos imponer, no podemos decirles “¡Tienen que hacerlo!” porque no lo hacen. Cuando un maestro le dice al alumno: “Tienes que aprender y mañana te tomo la clase” pero el alumno lo aprende porque simplemente se lo exigió el maestro y también dice que se va a sacar una buena calificación, aunque esa calificación ya fue forzada, entonces no sale igual, no tiene el mismo efecto. Por ello es que nosotros queremos llegar a su mente para que puedan aprender a amar, para que puedan aprender a creer y que sepan que sí, si estamos trabajando no venimos a contemplarlos lo mal que están, estamos trabajando con todos los seres humanos y estamos conviviendo cada momento de sus vidas, no crean que se nos va un solo momento. Van a decir ustedes, “¿Entonces todo lo que hacemos ustedes lo pueden ver?”, todo. ¿Por qué?, porque estamos trabajando para transformarlos en seres de luz, estamos trabajando para transformarlos en seres como nosotros y estamos trabajando para transformarlos en seres que después puedan también hacer un trabajo arduo para el Padre. Entonces no tenemos descanso, pero no se preocupen si estamos escuchando sus pensamientos, no los estamos  juzgando, estamos buscando la forma de cambiarlos en  pensamientos de amor, por ello hemos hecho tantos y tantos mensajes que si toman cualquiera al azar y se ponen a escuchar, siempre hay un mensaje que les puede llegar a su mente, a su corazón, a sus deseos de vida. A todos los amamos, no discriminamos a nadie. Nos da mucho dolor ver a los que están sirviendo al mal porque son seres que probablemente no podamos rescatar pero no perdemos la esperanza de hacerlo todavía, no perdemos la esperanza de que se zafe de ese lugar de oscuridad y que deje de pensar que con el poder es como puede ser feliz; tristemente va a ser con el temor, no nos agrada convencer a nadie por el temor pero por lo menos que al temer que viene el cambio, que vienen las naves, está aquí, van a decir, el juicio final, entonces puede ser que sí se den golpes de pecho y estén pensando que si se arrepienten Dios los va a perdonar como dicen. El Padre no es que juzgue ni perdona, comprende a sus hijos y desea con todo su amor recuperarlos y que vuelvan a ser como el los creó, como niños que tenían que haber disfrutado de todas las maravillas que él les entregó, como niños que tenían que haber sido tan solo evolución y que pudieron haber gozado de todas las maravillas que les dio para que pudieran ser más cada vez más grandes, cada vez mejores, por ello es que les decimos, todavía tenemos la esperanza de que les arrebatemos al ser de muerte tantas almas que tiene ahora para su poder… son demasiadas, muchas más que se imaginan, pero podemos, podemos hacer algo impactante pero no vamos a estar platicando, platicando: “Un día de estos, un día de estos podemos hacer algo impactante” lo único que hacemos es prepararnos para lo que viene y prepararlos para el gran movimiento, prepararlos para que no se sorprendan de lo que va a suceder, para que estén listos, para que estén estudiando, para que estén esperando el momento en el que van a pasar su examen final y van a ver qué maravilloso va a ser ya el subir con nosotros, el estar con nosotros y ayudarnos a trabajar para esta humanidad. Por ello les decimos, si parece que está cansado decir “ya mero”, no, lo que pasa es que tenemos que avisarles todo lo que tiene que suceder pero sí tenemos la fecha y sí va  a ser ya de un momento a otro. Por ello, si quieren vivir lo maravilloso que va a ser vivir con nosotros, prepárense muy bien, hagan las cosas bien, hagan las cosas con amor, si dejaron de consumir muerte, que sea por amor, y si dejaron también atrás todo lo que se llama la crítica, háganlo con amor, con comprensión hacia sus semejantes que tal vez los ayuden a vivir un cambio. Tal vez el más agresivo o el que esté causando más problemas en un hogar, el que esté atrapado por el veneno del alcohol vamos a intentar rescatarlo, y vamos a intentar transmitirle todo nuestro mensaje, por eso vamos a hacer mucho ruido, solo con el ruido nos van a escuchar. Por ello les digo que si estamos preparándoles es porque de un momento a otro, todo lo que hemos dicho sucederá y piensen que es un Padre el que está llamando a sus hijos y nosotros tenemos la obligación de cumplirle a ese Padre maravilloso que todo lo que sabe hacer es amar a sus hijos y esperar que sigan el proceso de su evolución.

Alaniso

Mensaje recibido por Sara A. Otero Platas G. a través de Telepatía Extrasensorial. 2 de octubre de 2015.

La meditación dictada este día, que es la número 750 en la lista de meditaciones, se puede adquirir en Audio CD desde Tepoztlán, Morelos, México. www.guardianesdeluniverso.com (Ver: Material)

Transcripción: AHENA
www.radioahena.com



No hay comentarios:

Publicar un comentario