martes, 18 de agosto de 2015

Mensaje 737, antes y después de la meditación. 31 de julio de 2015.

Guardianes del Universo

Mensaje 737, antes y después de la meditación. 31 de julio de 2015.

Mensaje antes de la meditación:

Lo que yo tengo para ustedes, es decirles, ¡de veras!, estén pendientes en el cielo, muy en serio, ya empezamos, ya se empezaron a ver las luces, poco a poco se van a ir viendo más grandes. Ahorita se ven pequeñas lucecitas porque son todos mis hermanos paseándose por el vasto cielo; y lo que yo les quiero pedir es: ¿están listos?, porque yo creo que sí, por lo menos, yo los veo venir con mucho entusiasmo, los veo escuchar los mensajes con mucho amor, los veo practicar, sí, por lo menos sí los veo practicar. Ya no quieren esperar más, ya el tiempo se cumplió. Ya la luz del Padre tiene que descender, porque como hemos dicho nosotros, si no nos apuramos nos va a ganar todo lo que el hombre ha hecho contra su propio mundo.

El planeta se encuentra tan deteriorado, no ha habido los terremotos que tanto anuncian, no ha habido todas esas erupciones volcánicas porque los estamos controlando, no crean que ha sido porque está en paz el planeta, sino porque todos nosotros estamos trabajando intensamente para evitar grandes cataclismos que tendrían que estar ya sucediendo.

Sé muy bien que todo aquel que cree, pues está esperando ya algo espectacular, pero naturalmente no tienen muchas ganas de un terremoto, ni mucho menos de una erupción volcánica que son pavorosas, sí, morir, ¡bueno!, perder el cuerpecito bajo la lava, me imagino, más bien, sentimos que es horrible, ¡no!, no nos gustaría que lo sintieran seres humanos que nosotros conocemos, pero pues hasta cierto punto se puede controlar ya que el ser humano sigue y sigue y sigue haciendo todo en contra de su propio mundo. El ser humano parece su propio enemigo, deseoso de poder, deseoso de tener toda la fuerza para poder presumir de que podría gobernar al mundo entero, deseoso de decirse, ¡si manipulamos perfectamente bien todo lo que es la economía, van a caer a nuestros pies! Sí, cuántos seres humanos van a llorar su derrota si nosotros movemos la economía de tal forma que puedan verse devastados. ¿Ustedes creen que esto no está siendo planeado por el mal?, naturalmente que sí. Lo que quiere es que se sientan esclavos, lo que quiere es que sean unos pocos los que tengan el capital, y que además puedan hacer que el ser humano se sienta como un ser indigente que necesita de ayuda, “el dinero”, el famoso dinero que tanto ha costado, ¿para la paz mundial?, sí, pues lógicamente se perdió la paz mundial por el dinero. Siempre se han matado, siempre se han odiado, siempre han buscado la forma de ser los más poderosos, creen que solo con el dinero se puede tener el poder y creen que teniendo grandes fincas, grandes lugares donde se sientan tan poderosos, temerosos naturalmente porque quien tiene una gran finca, quien tiene automóviles lujosos pues no puede dormir tranquilo, pero de todos modos les agrada, les agrada el poder, les agrada sentirse que pueden ver sometidos a los seres humanos a sus pies. El mal ha adquirido mucha fuerza, mucha más de la que se imaginan. Cuando ustedes escuchan que la gente no quiere dejar de matar para comer, a ustedes que han entendido el mensaje les da mucha tristeza porque como lo han captado con tanto amor, se han dado cuenta que realmente, el hecho de que el ser humano haya caído en la ignorancia total de estarse comiendo a los muertos con avidez, es terrible, pero en todo el planeta, no hay un rincón en el planeta en el que no estén matando, devorando cadáveres y matándose entre hermanos, pero ya hay un desquiciamiento bastante grave en lo que representa el equilibrio de la mente humana, ¿por qué?, precisamente porque además, ingieren el veneno del alcohol y las drogas y en esa forma el mal los manipula. Esos seres humanos que ven que hacen cosas terribles, que enloquecen aparentemente, pero no es que estén enloquecidos, es que están siendo poseídos. Ya las posesiones crecieron de tal forma que por ello es que nosotros sabemos que tal vez perdamos muchos seres humanos; y el Padre insiste: ¡No quiero perder a mis hijos!, y el Padre insiste: ¡Tienen que hacer algo que realmente los motive a vivir un cambio!, y el Padre quiere ver a sus hijos como seres pensantes que razonan, y el Padre sigue amando a pesar de todo lo que hace el ser humano contra sí mismo y contra su propio mundo. Pero por ello yo les pregunto, ¿creen ustedes que podría soportar mucho tiempo más el planeta?, ¡bueno!, está bien que tenemos poder y que las naves pueden entrar y salir de la Tierra y que podemos estar entrando a los volcanes y que podemos estar cerrando grietas, ¡oigan!, pues si no venimos a eso, venimos a preparar a la humanidad para el cambio definitivo que viene ya en este tiempo: el cambio definitivo hacia otra dimensión y necesitamos reconstruir este planeta destruido y necesitamos hacer que este ser humano que se dice que piensa, pues en alguna forma, aunque sea por temor pero que pueda pensar un poco más.

Cuando los oímos fanatizados con sus libros sagrados: “La biblia dice, entonces, puedo cometer todos los errores”, eso es lo más simpático, y  como la biblia dice que pueden matar para comer, pero que pueden matar a sus semejantes porque se declaraban la guerra continuamente y se cortaban cabezas y salían con las espadas y hacían estragos en los pueblos a los que llegaban y eso les parecía lógico, tenía que ser. La guerra ha sido siempre la forma más terrible en la que el hombre se ha atacado así mismo, así mismo porque naturalmente, no me digan que estos pobres señores que salen corriendo a tratar de matar al de enfrente, sabe que lo van a matar, pero van desquiciados, van poseídos, van siendo seres que fueron tomados por estos seres de la oscuridad, y naturalmente cuando dejan el cuerpo, es cuando se encuentran con una realidad muy triste, se encuentran convertidos en seres que ya no encuentran el camino. ¿Cuántos se han perdido?, ¿cuántos seguidores tiene el mal?, ¿cuántas mentes ha desquiciado ya este ser de muerte?, ¿cuántos seres probablemente ya no puedan volver a ver la luz nunca más?, por lo menos, mientras exista el deseo del mal de dominar a la Tierra, ¿por qué?, porque naturalmente su plan perfecto es llevarse a los humanos, llevárselos a sus dominios, seguirlos preparando para la guerra, ¿contra el Padre?, impresionante, ¿no?, que un Universo infinito creado por el Padre con tanto amor, en un lugar en donde todo puede ser vida exista la guerra, una guerra terrible, y que además pueda este ser de muerte, manipular a las mentes de los hombres de esta tierra, de esta tierra porque los otros planetas no. Ya los otros planetas están listos para ayudarnos en esta difícil misión ya que todos hemos declarado la guerra al mal, pero el mal sabe que nosotros no destruimos, ni a ellos y eso es por lo que ellos se cobijan con la idea de que: “¡No nos van hacer nada!, ¡bueno!, si nos mandan a nuestros dominios ya volveremos a salir, pero por lo pronto vamos a ver a cuántos seres humanos podemos someter y en qué forma podemos convertirnos en los reyes de la creación del Padre”. Sí, reyes porque se sienten poderosos y porque podrían someter a esta humanidad, a esta, más la que ya tienen como seguidores.

Por ello yo hoy les digo, ¿quieren vernos?, sigan, sigan trabajando, pero síganlo haciendo con mucho amor. No se dejen intimidar, no se dejen enojar, o sea, que la gente los saque de sus cabales porque los está agrediendo, ustedes tranquilos, expongan lo que tienen que exponer y díganle al Padre todos los días que encontraron su luz, su equilibrio y su amor. La luz del Padre es tan grande que no los deja en ningún momento, la luz del Padre está en todo momento llenando de fuerza a todo ser que le escucha y el Padre sigue hablando, hablando, hablando, amando, amando, amando a sus hijos. Vamos entonces a trabajar esta noche como nosotros queremos y piensen que ya es el momento de que se inicie este Gran Movimiento que tanto les hemos anunciado.

Mensaje después de la meditación:

Todos ustedes tienen un anhelo muy grande, quieren aprender, quieren vivir, quieren conocernos más profundamente, quieren que se realice el gran milagro de estar con nosotros, de viajar en nuestras naves, de viajar también a otros mundos, todos ustedes le han puesto en sus mentes ese deseo de poder ser parte de lo que representa el estar con nosotros. Nosotros queremos tenerlos todos los días con nosotros en forma más palpable, por ahorita los tenemos porque nosotros no los dejamos, nosotros estamos todo el tiempo a su lado, escuchándolos, amándolos tal y como son. No ponemos condiciones, no decimos, ¡este ser humano me parece aberrante!, les voy a decir por qué, porque nosotros nos acercamos a cada ser humano buscando algo que todos tienen, todos tienen algo que puede ser vida, buscando, como les hemos dicho en muchas ocasiones al niño interior que han perdido, aun el que vean más desquiciado porque un ser de la oscuridad lo tomó, ahí dentro, ahí dentro está todavía ese niño y todavía podemos hacer algo, algo que impacte tanto que podamos sacar al ser oscuro, que podamos hacer que el niño surja, y el niño ame, y el niño diga, ¡creo!

 El hecho de que nosotros queremos salvar a este humanidad representa que para nosotros la humanidad es muy importante, recuerden que para nosotros todos, todos, todos los seres humanos son nuestros hermanos, sin excepción, y si hay un dolor muy grande, es ver cómo caen en las garras del mal aquellos que dejan el cuerpo y se convierten en un ser despreciable que se une a las huestes de este ser de muerte; nos da mucho dolor, pero no lo hemos dado por perdido, algún día, quién sabe si pasen demasiados siglos o millones de años, algún día podrán volver, recuerden que el Padre no ha dicho que condenó eternamente a nadie, recuerden que el Padre dice, ¡son mis hijos!; y los deja pensar y los deja aprender, y si quieren aprender en ese lugar oscuro, pues que aprendan y si quieren sentir el dolor tan fuerte que es el de estar atados a un ser que los tiene totalmente dominados y esclavizados, que aprendan, pero todavía son mente, todavía van a tener la oportunidad de rehacer en ese pensamiento. Algún día, si tardan unos miles de años no importa, pueden tardar menos porque ahora lo que vamos a hacer es poner una semilla en cada mente. Estamos detrás de todo ser humano, estamos observando a todos, sin excepción porque aun el ser que pueda ser el más malvado todavía sabemos que por ahí, por ahí escondido esta un niño que llora, un niño que espera ser salvado, un niño que se perdió un día porque lo golpearon, porque lo ofendieron, porque lo humillaron, porque nadie le enseñó qué era el amor, un niño que empezó a crecer diciendo que todo era adverso y que la única forma de obtener fuerza y ser alguien es obteniendo mucho oro haciendo daño a otros seres humanos, quitándoles lo que tienen, atacándose, atacándose unos a otros, quitándoles, pues ahora se les quita hasta la carterita y el celular o alguna cosa, ¡no!, pero hay quienes sí se van a lo grande, a quitar fortunas, a traicionar, a inventar que los van a demandar, todo, todo tras del oro, todo tras de esa voz que dice: ¿Dónde me perdí?, ¿dónde deje un poquito de esperanza, un poquito de orgullo?, ¿dónde deje mi mente que podría ser parte de lo que representa la vida? Los vemos caminar enojados por las calles, los vemos caminar a disgusto en todos lados tratando, tratando de hacer el negocio más impactante con el que puedan ganar todo el dinero, y si no es lícito, no importa, la cosa es tener, tener todo el oro para poder decir que se es superior a los demás. Y, ¿por qué quieren ser superiores a los demás?, porque se sienten tan inferiores, ¿Qué no se aceptan a sí mismos porque se sienten tan poca cosa que no se dan un valor en lo más mínimo?, por eso quieren ser superiores quitándoles lo que tienen, humillándolos, haciendo que prevalezca la ambición del oro, matando, porque es muy triste, destruyen vidas sin pedir un momento de paz para sí mismos ni para ese ser, cuando matan a un ser humano, ese ser humano queda en una forma muy triste, algunos, naturalmente que no tenían maldad, eso es fácil sacarlos y llevarlos a otra dimensión para que se queden estudiando y preparándose porque de todos modos les cortaron la vida, pero otros que estaban como si todavía no pudieran aprender qué es un poco el amor, se quedan como en un limbo, vagando y muchos otros se van a la oscuridad junto con aquel ser que le quito la vida. Por ello es que nosotros queremos parar también ya tanto crimen. Crímenes, todos los días están destruyendo una vida, todos los días están acabando con la esperanza de los seres humanos, todos los días están atacándose unos a otros, todos los días están viendo en qué forma humillan a los que les rodean, todos los días, la guerra del hombre contra el hombre, no saben ni por qué, porque aquel que declara la guerra, naturalmente no me digan que es feliz, entonces no saben por qué, pero quieren poder y quieren sentirse superiores, ¿superiores en qué?, ¿superiores porque pudieron someter a sus semejantes?, ¿superiores porque acumularon grandes fortunas que ni si quiera se pueden gastar?, ¿superiores porque se pusieron en la mira de los asesinos para poderles quitar lo que tienen?, superiores porque nacen cada día con miedo, porque despiertan por las mañanas llorando porque no saben realmente lo que es un poco de paz, no conocen la paz, y “son superiores”. Sí, se visten con mucho lujo, salen a sentirse más fuertes que los demás, se supone, porque tienen oro, creen que el oro es el que les va a dar todo. Por ello yo les aviso que lo que hace tanto daño que es el oro, van a ver como lo vamos a manejar, por ahorita todo está listo y estamos listos para el nuevo movimiento.

Vamos a trabajar todos juntos, estamos con cada ser humano, no dejamos absolutamente a ninguno, excepto el que se lleve el mal, pero no podemos hacer otra cosa que dejarlo ir, porque así fue su determinación, porque así fue lo que quiso ser porque se perdió en el abismo del odio, del dolor, del auto- destrucción de sí mismo. Pero, esperemos que ya no sean tantos, el ejército del mal es muy grande y no queremos que siga creciendo. Por ello yo les digo, ¿creen ustedes que podemos seguir esperando sentados a ver si cambia el hombre?, ¡no!, esto es grande, esto es grande.

Hoy mi hermano Alan quiso mostrarles un pensamiento profundo de lo que representa el amor por sí mismo y de cómo pueden encontrar esa paz interior que tanto les pedimos. Estúdienla y practíquenla, ¿los esperamos?, aquí estamos. Por lo pronto estamos a su lado y por otro lado, pues estamos esperando a que puedan subir por ustedes mismos a la nave, van a decir: “¡Bueno!, ahora nos la van a poner más difícil, ahora tenemos que ser nosotros los que subamos, ¿no que nos iban a subir y que iba a bajar la luz y nos iban a subir?” Sí, naturalmente que los vamos a ayudar a subir, pero cuando tengan su paz interior. ¿Es difícil?, yo digo que no porque ustedes sí han estado buscando con mucho amor el amor para su propio cuerpo y han estado trabajando intensamente poder decir, ¡creo! Entonces, la fecha, ya tenemos fecha para hacer algo espectacular, que se vea el cielo cubierto de naves, eso ya lo vamos a hacer porque no podemos esperar más, porque si no nos apuramos, el mal destruye este mundo y este mundo le pertenece al Padre y le pertenece a un Sistema Planetario y le pertenece a una Galaxia que podría caer en un caos total, así que eso no lo podemos permitir.

Por ello, ¡claro!, que nosotros quisiéramos que nuestros pensamientos llegaran a su mente y se sintieran totalmente orgullosos y estuvieran trabajando intensamente con ellos. Háganlo, lo más que puedan por favor, porque si les elegimos es porque son mentes que pueden decirse todos los días: Tengo el deber de amar, de creer en mí, de soñar para mí, y de darme la vida. Así que, vamos a trabajar y que sea el Padre el que nos siga cubriendo con su luz para poder triunfar en esta difícil misión que es la de enseñar al hombre a pensar.

Alaniso.

Mensaje recibido por Sara A. Otero Platas G. a través de Telepatía Extrasensorial. 31 de julio de 2015.

La meditación dictada este día, que es la número 737 en la lista de meditaciones, se puede adquirir en Audio CD desde Tepoztlán, Morelos, México. www.guardianesdeluniverso.com (Ver: Material)

Transcripción: AHENA

www.radioahena.com

No hay comentarios:

Publicar un comentario