sábado, 31 de enero de 2015

Mensajes de antes y después de la meditación 697. 16 de enero de 2015.

Guardianes del Universo

Mensajes de antes y después de la meditación 697. 16 de enero de 2015.

Mensaje antes de la meditación:

Como un tiempo maravilloso, ha surgido el tiempo de los tiempos en todo lo que representa el infinito en el que el Padre creó la vida. Todo lo que el Padre creó sigue en un movimiento continuo que nunca se va a detener; todo aquello que existe es eterno, todo lo que él formó para ser parte de la vida que él quiso crear en este Universo, jamás va a desaparecer. Así sea el mal que quiere seguir retando al Padre, no va a desaparecer, eso lo sabe él y tiene la ilusión, llamémoslo ilusión, de que algún día será más poderoso que el Padre. Ahí es en donde nos sorprende, que realmente sea, ¿inteligente?, sí lo ha sido en el sentido de la cantidad de seres humanos que ha tenido bajo su poder, sí lo ha sido porque ha logrado convencer a una humanidad completa de que consuma muerte, de que aspire a tener todo el poder, de que sean seres que quieran tener bajo su mando a sus semejantes, de que crean que el animalito es un ser inferior, de que se imaginen que ellos son los reyes de la creación, de que estén llenos de soberbia, haciendo cosas que nunca, jamás debería de haber hecho un ser que realmente piensa. Han vivido en medio del dolor, de la angustia, de la guerra, de la sangre, de la injusticia, y sobre todas las cosas, creyendo que tienen religiones, creyendo que pueden orar al Padre, creyendo que el Padre les escucha cuando dicen que quieren ser triunfadores en una guerra, creyendo que el Padre guía a aquellos que están atacando a sus semejantes. Por ello es que nosotros vemos que realmente el mal sí ha logrado un triunfo casi absoluto en todo lo que representa la humanidad. Lo logró hace mucho millones de años en un planeta que tomó bajo su poder y que convirtió aquellos hombres en sus seguidores. Eran hombres como ustedes, personas como las que ustedes conocen, que empezaron a creer que tenían el poder sobre la vida y se dedicaron a matarse impunemente durante siglos. ¿Por qué no hubo nada que los hiciera cambiar?, porque al Padre no le quisieron escuchar, el Padre hablaba de amor y aquellos querían poder, poder, poder, eso es todo lo que hace el mal para incitar a sus seguidores a ser poderosos. Ahora, si ustedes lo ven, eso ha sucedido también aquí en la Tierra, cuántos siglos lleva el hombre en esta Tierra, cuántos siglos de muerte, de destrucción, de dolor, de enfermedad, de sangre, ¡sangre!, ¡sangre! No sé cómo no sienten esa sensación desagradable de ver como un ser humano se está desangrando por una guerra, no sé qué es lo que realmente piensan. Bueno, si yo les dijera que bueno, si sabemos qué realmente piensan porque los escuchamos, pero nos da mucha tristeza ver que pasaron generaciones. Sí, sí nos acercamos al hombre, sí, sí tratamos de hablarles, sí, sí hicimos cosas que pudieran no olvidar, sí nos vieron, pues, ¿no han visto sus imágenes?, ¿con unos ángeles con unas alas gigantes que se supone que están para servir al Padre? No es que estemos para servir al Padre, estamos para amar al Padre, para desear que él no sienta ningún dolor al ver cómo son sus hijos. Estamos para seguir todos los tiempos de los tiempos, haciendo todo lo que el Padre nos pida porque estamos enormemente agradecidos por todo el amor que nos ha dado, estamos enormemente agradecidos porque nos creó y nos dio una mente. Ahora, yo le quisiera preguntar al ser humano, ¿si realmente piensa?, ¿si realmente cree que piensa?, ¿si realmente usa su mente para crear?, ¿si realmente usa  su mente para ser alguien que realmente esté orgulloso de sus pensamientos? El hombre es un ser que dice que está consciente de que existe. ¿Cuántos templos hay en este planeta que hoy se ve tan destruido?, si los contaran verían la cantidad que hay en que empiezan a cantar, empiezan a arrodillarse, empiezan a suplicar, y sobre todo, le piden clemencia al Padre; pero si el Padre solo sabe dar amor, el Padre solo sabe creer en sus hijos, el Padre, el Padre amor, el Padre grandeza, el Padre creación hoy se siente triste porque cree que tal vez no podamos salvar a esta humanidad. A pesar de todo lo que se ha hecho, a pesar del anuncio de nuestro Maestro Jesús de que volvería a la Tierra, como que no lo creen, como que lo dicen en forma fanática los que dicen que son sus seguidores, como que piensan que: “Vamos a ver, va a pasar el año 2016, 17, 18…”, hablan hasta del 2050, ¿cuándo aguantaría el planeta?, ¿cómo quedaría?, ¿en qué estado quedaría esta humanidad si realmente siguiera adelante con su destrucción? Ya ni en los deportes son realmente seres que puedan decir que saben amar, pelean en una forma terrible, es más, se han llegado a matar porque se supone que alguien tiene que ser el triunfador. Nosotros hemos visto cosas muy desagradables en todo lo que representa esta humanidad. Y estudiando y buscando hemos encontrado gente buena, buscando en dónde podíamos encontrar a alguien que nos escuche, buscando y estudiando sus pensamientos, y ustedes lo saben, no son tantos, pero nos alegra decirles que sí encontramos gente buena, que sí encontramos seres que escuchan y sí encontramos seres que entendieron qué es el respeto a la vida. Y todo aquel que está promoviendo con mucha intensidad que se respete a los animalitos tiene un lugar primordial a nuestro lado, pero esto sí les digo: esperemos no desilusionar al Padre y que el Padre no vea cómo se van a sus hijos a aquel lugar terriblemente oscuro donde habita el mal. Vamos a intentar todo.

Así que, quienes nos escuchan, por favor, no desesperen, sí vamos a hacer una manifestación muy grande, sí van a ver las naves con mucho poder y sí vamos a impactar porque si no, sería darnos por vencidos y decirle: “Padre, no te podemos devolver a tus hijos”. Y el Padre triste nos diría: “Para qué les di poder si no saben utilizarlo para convencer a mis hijos de que se vuelvan seres que sepan amar”. Por ello quiero que estén seguros de que ya se cumplió el tiempo y de que va a suceder algo muy impactante, que va a hacer que el hombre se estremezca y a ver si en esa forma los hacemos pensar. A seguirse preparando y estudiando, meditando y sigan quienes nos escuchan con mucha fe porque se van a acabar todas sus angustias y van a saber lo que es vivir en un Paraíso que les vamos a formar.

Mensaje después de la meditación:

Acaban de escuchar a mi hermano Aliestro decirles muchas cosas que yo también les he querido decir. Piensen en todo lo que estamos haciendo, piensen en que no estamos perdiendo el tiempo, piensen en que nosotros tenemos una responsabilidad muy grande con el Padre, y piensen en lo difícil que es hacer que el hombre piense. Somos seres que tenemos poder, pero no poder para imponer, no para decirles, “tienen que hacerlo”, como harían en una escuela de esas muy rígidas, una militarizada y eso que los convertimos a ustedes en soldados, pero no es el hecho de decirles: “Así tiene que ser aunque no les guste”. Entonces, tiene que ser como niños que se les enseña a trabajar por sí mismos y se les enseña a amar. Vivimos nosotros al lado de ustedes todo el tiempo, todos tenemos también el poder de la ubicuidad, no crean que nada más el Maestro Jesús o la Gran Madre o yo como luego me buscan por todos lados, no, todos tenemos el poder de la ubicuidad, todos podemos manifestarnos en varios lugares y al mismo tiempo. Todos estamos dispuestos a esta lucha sin cuartel contra el ser de la oscuridad, qué forma de ganarse a los humanos, qué doloroso es ver a gente buena, sí, que no les hacen daño a sus semejantes, gente que pues por lo menos trabaja y trata de salir adelante, aunque también los vemos entrar en unos chismes que, ¡bueno! Les encanta también estarse “comiendo” a sus semejantes y eso que no los meten en un horno para asarlos, pero destruir la imagen de alguien que está cerca, es una de las diversiones que ha creado el ser humano y eso que son gente que no son asesinos, que no se meten a la mafia, que no se dedican a andar con una pistola o un puñal, que tratan de trabajar, de salir hacia adelante, que tratan de convivir; y sin embargo, pero si ni a sus propios familiares perdonan. Siempre tienen la crítica en la boca y eso es algo que les quiero recordar, respetar la vida es respetar todo lo que les rodea, respetar a sus semejantes y comprenderlos, no juzgarlos porque esa es una ley divina: comprender, amar. Y si en alguna forma se le puede ayudar al que comete errores, hacerlo con toda calma, y si no se puede porque es una persona que está muy amargada y muy agresiva, compréndanlo y piensen que tal vez, en el momento en el que se vean millones de naves en el cielo, van a poder cambiar. Por lo menos vamos a hacer que cambien, vamos a hacer que piensen, vamos a hacer que volteen su mirada al cielo y empiecen a hablar y a correr y a decir… unos dirán, que llegaron los reptilianos, no sé de dónde sacaron eso; otros dirán, que todos son como pintan a los seres pequeños; otros dirán, que vienen a secuestrarlos. Bueno, eso va a ser el primer impacto, pero cuando empiecen a ver que mucha gente sube y regresa convertida en una verdadera princesa o príncipe de cuento, con sus mismas facciones, pero muy bien arregladas, entonces van a ver que sí van a escuchar.  ¡Ay!, cuanto trabajo nos están dando, ¿por qué? Yo le quiero preguntar al hombre, ¿por qué?, ¿por qué dejo de pensar? Yo le quiero pedir al hombre que nos diga, ¿por qué?, ¿por qué no ama? Yo le quiero preguntar a cada persona: ¿es muy difícil amar a sus semejantes, comprendiéndolos, no juzgándolos?, ¿es muy difícil? Así sea una persona que todos los días este agrediendo a otros, ¿por qué no lo comprenden?, ¿por qué no ven que sus errores provienen también de agresiones contra el mismo?, ¿por qué no ven que necesita más amor y que necesita una oportunidad de poder pensar?, ¿por qué no lo ven como una persona que va a tener la oportunidad de cambiar?, ¿por qué no lo ven como un ser que también fue creado por el Padre con tanto amor? Entonces, no quiero escuchar que juzguen, amen, comprendan, comprendan a sus semejantes, no los juzguen, porque por ahí eso también provoca muchas enfermedades, porque se guarda rencor o empiezan a decir: “Me hizo” “No me hizo” “¿Por qué esa persona tiene y yo no tengo?”, ahí viene la envidia, ¿por qué?, ¿por qué?, ¿por qué?, ¿por qué me cae gorda?, como dicen, “!Me cae gorda esa persona!”, sea hombre o sea mujer, ¿por qué?, ¿porque no es lo que esperaba? Bueno, cada uno es independiente y cada uno puede ser lo que desee ser, pero hay que ver que hay que cambiar una humanidad completa, hay que enseñarlos a amar. El principio que es enseñarlos a respetar la vida les cuesta tanto trabajo, imagínense lo que va a hacer enseñarlos a amar.

Por ello yo les voy a pedir con todo mi amor que sepan que sí estamos en el último tiempo. Ya saben que nosotros no avisamos, sucede, ya, tiene que ser. Y sí es verdad, hay enfermos que vemos que están pidiendo con mucha esperanza que los saquemos adelante y por ello también tenemos que apurar ya el tiempo y tenemos que poner ya la fecha que nosotros tenemos y que es muy próxima porque queremos regenerar todo el daño que recibió su cuerpo, por los errores que hayan sido, pero están cambiando, están amando, han entendido qué es el respeto a la vida, con su cuerpo dolido llegan pidiendo ayuda y nosotros queremos transformarlos en seres que impacten por toda su belleza. Así que esto que les digo es ya, no vuelvan a decir: “¡Ay Maestro!, su ‘ya’ es ya de ¿en cuánto tiempo?”, o  “Su ‘ya’ es ya de quién sabe si se va a suceder”, y “Su ‘ya’ también pues no entiende Maestro que a mí me gusta el tiempo de ya, pero él ‘ya’ es este instante”. Bueno, entonces mejor dígannos, si se sienten ya tan preparados para poder recibir todo lo que hemos prometido. Yo creo que sí, muchos sí, a muchos les falta, entonces a trabajar que ya es de un momento a otro y todos aquellos que nos escuchan con paciencia y entrega y difunden nuestro mensaje ya van a recibir una agradable sorpresa porque ya vamos a empezar a subirlos y van a empezar a disfrutar de nuestra compañía. Prepárense porque ya es el tiempo y el tiempo se cumplió.

Alaniso

Mensaje recibido por Sara A. Otero Platas G. a través de Telepatía Extrasensorial. 16 de enero de 2015.

La meditación dictada este día, que es la número 697 en la lista de meditaciones, se puede adquirir en Audio CD desde Tepoztlán, Morelos, México. www.guardianesdeluniverso.com (Ver: Material)

Transcripción: AHENA



1 comentario:

Armando Larranaga dijo...

ESPERAMOS CON PACIENCIA EL NUEVO AMANECER

Publicar un comentario