lunes, 19 de mayo de 2014

Mensajes de antes y después de la meditación 643, dictada el día 9 de mayo de 2014.

Guardianes del Universo.


Mensajes de antes y después de la meditación 643, dictada el día 9 de mayo de 2014.

Mensaje antes de la meditación:

Lo primero que les quiero decir esta noche es, que estén conscientes de que todo lo que les hemos augurado está sucediendo, pero también tienen que estar conscientes del por qué nos urge ya hacer la gran manifestación que tanto esperan. Lo que está sucediendo, es que nos estamos moviendo en otra dimensión, ¿por qué?, porque tenemos que arreglar este desastre de planeta, y a la vista de todos, por el momento no hemos podido hacer un movimiento fuerte porque necesitamos saber cómo vamos a hacer para que todos los que han estado con nosotros puedan hablar claramente en nuestra presencia.

La vida va a empezar pronto, el hombre va a tener que entender que no se puede ser lo que ahora es, si quiere realmente algún día encontrar la paz. Nosotros también vemos sus películas de violencia, de muertos, muertos, muertos, a balazos matan, matan, ¡matan!, bueno, ¿qué la ley de la vida es destruir vidas? Yo creo que ya es tiempo de que el hombre recapacite: que el Padre no creó la vida para que se destruya, que el Padre siempre está con sus hijos y que les hemos enseñado a conocer a un Padre que no conocía el hombre.
Siempre en las religiones lo han puesto como un Dios castigador, muy duro, que además tal parece que se ha olvidado de sus hijos porque como está este planeta, y que de todo lo culpan a él, entonces debería de estar todo perfecto, y él dando órdenes y todos llenos de temor, arrodillados, cantando alabanzas, pero llenos de temor, cosa que el Padre no quiere. No quiere someterlos por temor, quiere que se digan: somos seres que fuimos creados para crear, para amar, para perseverar en todo lo que nos propongamos y para perpetuar la vida, la vida maravillosa que el Padre creó. Ya cuando vean este planeta arreglado, cuando vean cómo se mueven hasta los insectos en una forma ya ordenada, cuando puedan ver que realmente los animalitos no son agresivos, cuando vean que en un momento determinado ya nadie se odia, nadie se ofende, nadie se grita porque los que van a pasar van a ser los que entiendan que solo con el amor se puede vivir para evolucionar.

Va a ser una hermosa graduación la que hagamos, pero por ahorita todavía no son muchos. Sí los tenemos ya en varias partes del mundo, no les voy a decir que en todo el mundo, pero están escuchando los mensajes, naturalmente los que los escuchan más, son latinos: ya sean mexicanos, ya sean de Sudamérica; pero no escuchan naturalmente los de otro idioma porque no los entienden, entonces tenemos que cumplir con que tienen que entenderlos y escucharlos porque queremos darles la oportunidad a todos los seres humanos de saber a qué venimos. Hay personas que ya se llaman “contactados”, y si no hablan del “respeto a la vida”, que no presuman de contactados, porque todos mis hermanos hablan del respeto a la vida. Todos nosotros siempre hemos hablado del amor y del respeto a la vida. Ya hay quienes dicen: “¡Yo ya escuche al Maestro Alaniso!, me dijo…”, no sé qué tanto les dije, pero nada que sea totalmente coherente como lo que nosotros hemos dado aquí. Entonces tienen que estar conscientes de que ya se cumplió el tiempo.

Ya vieron, el planeta está pidiendo a gritos que le quiten todo esto que está ahora lastimándolo. El hombre, el hombre que es el que está lastimando la Tierra. La Tierra está herida hasta lo más profundo de sus cimientos, y naturalmente, como todo ser herido, está protestando y está abriéndose, y ya no es solamente como lo están viendo, en todo el mundo. En todos lados se ven ciertos cataclismos, pero nunca se esperaban que empezaran los temblores uno tras otro; pues sí, si la pobre Tierra ya dice: ¡Ya déjenme en paz!; pero está muy, muy mal, hasta lo más profundo de sus cimientos. ¿Hasta dónde han llegado las perforaciones del petróleo?, hasta lo más profundo que han podido para ver si encuentran el oro negro de la muerte para enriquecerse, y hasta dónde han llegado cuando han perforado las montañas para sacar los minerales, para poder decirse que se van a enriquecer. Para nosotros es impresionante, que le den tanto valor a una piedra que le pertenece a la tierra y que la conviertan en un tesoro por el que se mata, por todo se mata. En Sudáfrica, ¿por qué fueron a invadir allá y hacer tanto daño?, porque había diamantes, y naturalmente lo único que han hecho es perjudicar, tanto a los habitantes de ese lugar como perjudicar a la Tierra misma.

Ahora, en todo el planeta se perfora, todo el planeta tiene el petróleo, ha todo el planeta le dicen que es una fuente de riqueza inagotable - debe de haber un mago allá en el centro de la Tierra produciéndoles el petróleo para que se sigan enriqueciendo unos pocos y además sigan contaminando el planeta. La contaminación ya es total y sobre todas las cosas, ya es irrespirable este planeta, totalmente. Tantas enfermedades que ahora están surgiendo, enfermedades pulmonares, ya les está fallando mucho la vista ¿por qué?, precisamente por la contaminación misma y por los miedos con los que viven, pero todo lo que ahora están sintiendo está siendo provocado porque el mismo hombre está haciéndole todo el daño posible a todos los lugares donde habita. Ustedes lo han visto, si llegan más o menos en lo alto, hacia la Ciudad de México, como dicen: es una nata café; y ¿qué hacen para ello?, pues absolutamente nada. Cada vez hay más coches, cada vez hay más fábricas, cada vez hay más gente haciendo daño, y sobre todo, no solamente lo que se respira, lo que se siente con la negación que despiden los seres humanos atacándose unos a otros. Ya es imposible vivir en esta tierra con un poco de paz, excepto aquellos que nosotros  protegemos, pero que tienen que tener conciencia de que se les ha protegido, pero se les va a pedir que hagan algo impactante. Claro, ahorita si hablan pues no les van a ser caso. Ya lo hemos visto, ya lo intentaron, ya hablaron con sus parientes, ya hablaron con sus vecinos, ya hablaron con amistades y hasta pierden amistades porque a ustedes se les ocurrió no consumir cadáveres y no envenenarse con el veneno del alcohol, entonces no son bien recibidos. Imagínense si una fiesta llena de seres oscuros van a querer que entren personas que traen luz y que vienen con un ser de luz, no: “¡Hay que correrlos!, ¡aquí estorban!, porque nosotros somos los que tenemos la diversión”. Cuál diversión, si se están atacando unos a otros en cada fiesta y en cada lugar en el que se reúnen, pero sobre todas las cosas, ya no es posible continuar, que sea la Tierra misma la que los haga recapacitar, no vamos a detener cataclismos, excepto lo que realmente sería ya “un fin del mundo”. Eso sí lo vamos a detener porque este mundo no se va a acabar, vamos a salvarlo, vamos a rescatarlo de la destrucción que le ha hecho el hombre. Hasta lo más profundo de sus cimentos está destruido, y naturalmente, nosotros tenemos la obligación de evitar que se desintegre totalmente el planeta. Imagínense, con todas las perforaciones que hacen y sus pruebas nucleares, pues ¿ya qué están dejando sano?, ¡nada!, es un planeta enfermo, enfermo hasta lo más profundo de sus cimientos. Por ello es que les digo: que no vamos a detenerlo todo, si no, no entienden. Como dijimos: tal vez por temor ya nos hagan caso, y cuando empiecen a ver las naves que piensen que es el juicio final,  no que es los invasores que llegaron a atacar a un planeta “lleno de paz”. Yo creo que hasta no perdonan la burla, un planeta de paz, unos humanos que viven en un país de libertad, ¿cuál?, yo quisiera preguntarles, ¿en dónde hay auténtica libertad?, ¿en dónde hay felicidad?, y ¿en dónde hay gente que realmente sepa trabajar para el progreso del lugar en donde habitan? Están siendo explotados como esclavos, los obreros, los que trabajan para los poderosos y realmente pues cada vez se enriquecen más, como dicen, “ustedes ya no tienen llenadero”, “ay que sacarle más, ay que exprimir a la gente”, pero bien mañosos: “¡Yo te voy a prestar dinero para que salgas de apuros!”, y “luego te quedas años pagando”, ¡no!, afortunadamente ya no hay años, ya estamos en el último tiempo. Y como dicen: “¡Ay, fueron los Maestros los que dijeron que este año!”, mejor vean como está todo y verán que sí tiene que ser este año porque no podemos seguir esperando.

Así que todos aquellos que están con nosotros, a prepararse, a poner un sueño maravilloso en su mente, a desear que muchos otros seres humanos puedan entender el mensaje de corazón, que recapaciten, que sientan amor por la vida animal, que sientan amor por el Padre que creo todo lo que les rodea, que sientan amor por sí mismos, que no son ni depósito de cadáveres, ni son seres que tienen que estar acumulando todo tipo de enfermedades, ¿por qué?, porque el planeta solo ofrece todo lo que puede ser la angustia más terrible.

Naves se ven en el cielo, nada más díganme, ¿cuántas han visto ya otros países?, ¿cómo se ha visto el movimiento que nosotros hemos anunciado?, ¡muy claro! No me digan que no se han visto las naves, no como lo hemos prometido, pero van a ver cuándo el cielo se cubra de estrellas a la luz del día, van a ver nada más las carreras de todos porque dicen que vienen los invasores, o los que ya entendieron, “¡Por fin!, viene la salvación”. Unos se arrodillaran alegrándose de todo lo que están viendo, otros a se meterán a ver dónde se esconden porque creen que vienen a hacerles daño, pero va a ser un movimiento total de todo el planeta. Todos los seres humanos tienen que sentir ya nuestra presencia y sobre todas las cosas, ¡ya!, la guerra contra el mal va a ser muy fuerte, por ello es que se va a notar. Tenemos que tomar a todos los seres oscuros como sea, tratar de desprenderles a los seres humanos que han agarrado con todas sus artimañas, y hacer que los hombres, por lo menos, llenos de temor se arrepientan de sus pecados, hasta el asesino más perverso se va asustar, yo no he visto uno solo que no diga, ¡ay, dios mío!, se persigne u otros tengan una virgencita en su cuarto y que por las noches, por lo menos intenta rezar, pero luego dicen que para que les ayude, que les vaya bien cuando están acumulando fortunas indebidas.

Pero esto sí les digo, ya estamos en el tiempo y no me van a decir que no porque ya está sucediendo todo lo que nosotros hemos dicho que iba a suceder. Los granizos tan grandes representan que en la atmosfera se está desarrollando un choque total de las fuerzas de los vientos, tanto se une el calor con el frío, que naturalmente provoca que exista todas esas pelotas de nieves que están cayendo y que además se vuelven un peligro porque cada vez van a ser más grandes. Imagínense, les cae en la cabeza una pelota de esas y van a salir muchos descalabrados, pero esto pues no lo vamos a detener nosotros porque esto lo provocó el ser humano y el ser humano tiene que aprender de sus propios errores. Así que ustedes saben que están protegidos, que tienen una cúpula, que no les puede pasar nada, pero no se desanimen cuando le tratan de decir a personas que conocen todo el mensaje que nosotros estamos dando.

Ya nos vemos obligados a acelerar esto porque naturalmente ya el tiempo se cumplió y nosotros tenemos que entregarle al Padre en muy, muy corto tiempo cuentas de lo que hemos logrado. Por ahorita el Padre dice: “Pues yo veo el planeta todavía lleno de oscuridad, millones de seres que algún día fueron mis hijos, atacando a mis hijos que todavía están con vida (vida física) y que naturalmente están llorando su derrota por todo lo que están sufriendo ya que la violencia cada día está más fuerte y más acelerada”. Yo sé que muy bien están ustedes cuando dicen: “A mí me protegen, yo estoy en mi casa, a mí no me pasa nada, yo puedo salir y sé que no me va a pasar nada”. Sí, pero háganlo ver a otras personas, que se den cuenta que quien ama recibe como premio “el amor y la protección”, y vamos a trabajar ya intensamente y manténganse tranquilos. Ahorita no les digo: ¡manténganse unidos!, porque no vemos a nadie rebelde por estos lados, sino manténganse tranquilos que las cosas vienen muy grandes, maravillosas para todo aquel que nos escucha, que ha sido fiel y firme para poder dar nuestro mensaje y llevar a cabo este hábito maravilloso de respetar la vida. La vida creada por el Padre y que tiene que ser respetada porque así lo exige una ley que es universal, la de amar y respetar todo aquello que el Padre creó, y nosotros la vamos a imponer ya en esta tierra que es del Padre, no del mal, y el mal se va a sus dominios. Allá tampoco tiene animales que matar, pero sí va a tener humanos que esclavizar y sí va a tener muchos, muchos seres que todavía van a seguir diciendo que algún día se adueñarán del universo. Qué doloroso es ver que se hayan quedado en una etapa tan oscura y tan terrible, ahora ya después si logramos que no salgan de aquel lugar oscuro, pues se van a empezar arrepentir y van a empezar a decir: “¡Dios mío!, acuérdate que estoy aquí en estas tinieblas, prometo cambiar”, claro, se va a saber si es de corazón que van a cambiar y naturalmente que podrán salir algunos, otros tal vez muchos, por qué no, que acabáramos con el lado oscuro, sería maravilloso, pero todavía va a tardar un poquito que esto suceda. Lo más importante es que ya este planeta se tiene que preparar para alinearse ya que es el tiempo y es el tiempo en el que todos ustedes van a vivir la aventura más inimaginable que nosotros les vamos a entregar. Prepárense, estamos con ustedes y las cosas son como las hemos prometido.

Mensaje después de la meditación:

Escuchando ustedes a mi hermano Azoes, se dan cuenta que las cosas son serias. Yo sé que es continuo, vamos repitiendo: ya es el tiempo, ya es el momento, ya tiene que suceder, el planeta se está desmoronando… lo hemos dicho varias veces, y se están dando cuenta que por todos lados está temblando, pero ya no son temblorcitos, ya empiezan a tener la fuerza de ciertos terremotos. Acá, en esta República Mexicana, pues como que están un poquito más… como que vienen de un lugar más profundo, no están a flor de tierra, pero entonces ya lo que repercute hace que se cimbre todo, pero va a llegar un momento en que sí ya se corre mucho peligro pero no olviden, que todos aquellos que nosotros protegemos, no les va a pasar nada. Ya sé su preocupación: “tenemos muchos parientes en la Ciudad de México, tenemos muchos conocidos en otros lugares, ¡por favor!, díganos que los van a proteger”, ¡sí!, promesa que hacemos. Sí los vamos a proteger, pero van a tener que entender la verdad del mensaje, o sea, que lo hagan por amor, si no, no podemos evitar que los pasemos a un planeta en tercera dimensión a que vuelvan a empezar. Pero esperemos que por lo menos no sufran lo que va a sufrir muchas personas en este tipo de cataclismo provocados por el mal.

¿Quién provoco que se destruya el planeta?, pues el ser de la oscuridad, ¿no ha aconsejado al hombre: “¡Mira!, perfórale más, quítale acá, sácale ese oro negro que te está haciendo millonario”? ¡Ah no!, ahora sí van a mejorar toda la energía… pues si la energía proviene del sol, la energía está en otros lados, no sé porque a fuerzas tienen que sacarlo de un producto que era el amortiguador de la Tierra. Pero que han ganado dinero, pues creo que hasta a toneladas, pero ¿en dónde se ha quedado?, pues en muy poquitos que están ahorita pues llenos de poder y de gloria y de lujos innecesarios, que eso sí no se van a llevar a ningún lado, porque cuando se mueva el planeta se va a mover en una forma muy fuerte. Entonces ya las playas están recorriendo, ya los mares se están agitando más, hay una contaminación terrible. Nosotros sí penetramos los mares para poder ver cómo está todo, cómo lo vamos a arreglar, las naves están entrando por todos lados, nosotros atravesamos como puertas dimensionales a todos los lugares de la Tierra; en las montañas podemos nosotros penetrar, bajar, para nosotros no hay nada que sea difícil poder explorar, pero ya es el tiempo. Van a seguir los temblores, van a seguir los cataclismos, va a haber algunas erupciones volcánicas, vamos a tratar de que no sean de la magnitud que podrían ser que arrasara con todo lo que está a su alrededor, pero y el clima, pues ya lo están viendo, ya no saben que van a hacer los pobres campesinos, cuándo van a sembrar si ahora se adelantaron las lluvias, pero adelantarse la lluvias y granizo, pues de todos modos ya la lluvias no es funcional para los campos, porque con granizo se queman las plantas, pero ¿quién provocó todo ese cambio?, pues el mismo ser humano que se ha dedicado a destruirlo todo.

Pero mejor alégrense, ahora sí están viendo que está sucediendo lo que les prometimos, y que ya van a empezar a subir a las naves. Por favor, vuelvo a repetir, dejen de repelar como dicen ustedes: “Maestro!, no pasa  nada; ¡Maestro!, me asomo y no hay ni una nave; ¡Maestro!, me acuesto y no pasa nada, despierto y sigo igual; ¡Maestro!, ¿qué paso?, a ver ¿dónde está?, a ver, me hiciste una promesa; ¡Maestro!, yo sigo igual, igualito, igualito - me acuesto igual , me levanto igual; ¡ay Maestro!, yo sigo aquí con una impaciencia que ¡no puedo ya más!, así que ayúdame Maestro que yo quiero ya estar con ustedes”. ¿Promesa?, sí, pero ¡por favor!, tranquilos, cuántas veces les vamos a repetir: encuentren su paz interior, manténgase unidos y tranquilos, confíen en nosotros que no vamos a permitir que les causen ningún daño absolutamente a nadie y que tienen que sentir nuestra presencia cuando hagan su meditación con auténtica paz interior. No se sorprendan de lo que pueden sentir y de lo que pueden vivir, pero ya es el tiempo, ya estamos en el momento y me siento orgulloso de decirles que por lo menos sí tenemos pues un número más o menos considerable de personas que nos escuchan, porque naturalmente este mensaje pasa por internet y sabemos que ya hay mucha gente pendiente de lo que estamos diciendo y que además, hay muchas otras personas que ya se reúnen para meditar en otros lugares y que realmente... ¡claro! que hubiéramos querido que todos los miles que llamamos todos estuvieran contentos, trabajando, reuniendo a la familia, y que todos estuvieran seguros de que pues un mensaje de amor y de esperanza, tiene que dar esperanza para poder seguir hacia adelante; pero no, se nos fueron enojados porque no les dimos lo que pedían en el momento en el que lo pedían. Pero sí tenemos a suficientes como para que se vuelva a extender, porque les hemos dicho: los que se fueron regresarán y los que negaron reconocerán; porque ya es un tiempo en el que nosotros tenemos que saber, con cuántos vamos a contar para que este planeta convertido en un paraíso, pueda ser habitado por quienes entiendan de corazón que no se come un animal por amor a la vida que el Padre creó, nada de que porque “es disciplina”, ni porque “me lo prohibieron”, por amor. Que vean a los animalitos, que los vean a los ojos, que vean que realmente sienten, piensan, tienen alma y que además tienen una forma de vida muy especial, y van a ver, cuando convivan con ellos, qué maravilloso es conocerlos profundamente. Pero a los que convenzan, porque si ven el movimiento, díganles: ¡Por amor!, ¡por favor!, dense cuenta que nadie tiene el derecho a matar y a comerse un animal, así como se comen a los animales, si este planeta no cambiara, se iban a comer a los humanos pero a discreción. Una guerra: “Matamos a todos aquellos y ya tenemos para meterlos a congeladores y ya tenemos para comer un buen tiempo”. En eso iba a terminar el planeta, y lo han hecho, en guerras se han comido cadáveres, pero iba a ser ya masivo: “¡Ya ganamos!, a recoger cadáveres y a meterlos a congeladores, a cortarlos muy bien”, para comérselos. ¡Ah!, qué maravilloso infierno estaba creando el mal en esta Tierra, pero él no tiene derecho a convertir en infierno un lugar que el Padre creó para ser un Paraíso y para ser tan solo vida. Así que a prepararse que ya es el momento y ya es el tiempo de que vivan lo que les hemos prometido.

Alaniso

Mensaje recibido por Sara A. Otero Platas G. a través de Telepatía Extrasensorial. 9 de mayo de 2014.

La meditación dictada este día, que es la número 643 en la lista de meditaciones, se puede adquirir en Audio CD desde Tepoztlán, Morelos, México. www.guardianesdeluniverso.com (Ver sección “Eventos” –Lista de material.)

Transcripción: AHENA

www.radioahena.com

3 comentarios:

lordemo dijo...

gracias por los mensajes que nos das, ya veras que si algunas personas cambiaran por que todos buscamos la paz social y la interior. trataremos de estar tranquilos aqui en este hogar por esto que nos has dicho. en mi caso tengo unas que otras dudas en donde puedo comentarlo y quitarme de estas dudas ? gracias

Administrador del blog dijo...

claro que si.

Administrador del blog dijo...

hazlo vía facebook. amigos hacia el nuevo amanecer por favor

Publicar un comentario